Todo sobre Fuentes de poder ATX (Parte 1)

psu01

Las fuentes de poder o como se les conoce en el mundo del armado de PC (PSU – Power Supply Unit) es en mi opinión el componente más importante para armar un equipo de cómputo. Y a pesar de su importancia hay demasiado desconocimiento sobre este importante componente. Sin contar que hay mitos que la gente en estos días los sigue considerando como verdades.

Hablaré sobre este componente en dos partes, en esta voy a explicar en una forma sencilla como funcionan y en otro post abordaremos los mitos y mentiras que hay sobre ellas para que al estar completamente informado, puedas hacer una decisión de compra bastante informada. Es importante señalar que es necesario conocer un poco sobre electricidad básica.

La fuente de poder (me referiré a ella de ahora en adelante como PSU) es en mi opinión el primer componente que tienes que evaluar y comprar para tu equipo de cómputo. Una buena elección en este componente permitirá que puedas tener tu equipo funcionando eficientemente muchos años. Soporte muchas actualizaciones de hardware y estés 100% seguro que con el paso de los años, jamás tengas que preocuparte de que no te vaya rendir para usar tecnologías que en este momento no existen y sean estándares en los siguientes años. Porque una PSU con buenos cuidados y mantenimiento, puede darte servicio 10 años sin problema.

¿Cual es la función de una PSU)

Proveer a tu equipo de cómputo de la energía necesaria para trabajar de una forma limpia y eficiente. Técnicamente hablando, una PSU transforma la corriente alterna que hay en la pared de tu casa, en corriente directa que es la que usan los componentes de una computadora.

¿Cómo hace eso una PSU?

Lo hace en 4 etapas:

1.- Transformación: El voltaje de la línea que está en la pared de tu casa es de 127v en lugares como México o 220v en lugares como España. Los componentes de una Pc no usan esos voltajes, sino usan desde 5v hasta 12v. Bajarlos a esos niveles se hace por medio de un transformador.

2.- Rectificación. La corriente alterna debe convertirse en corriente directa. Y lo hace por medio de diodos.

3.- Filtración. Al hacer los dos pasos anteriores, la corriente directa tiene mucho “ruido”. Se filtra para suavizarla y esto se hace por medio de capacitores.

4.- Estabilidad. Con todos los pasos anteriores ya tenemos la energía lista para entregar a los componentes. Es necesario que viaje en una carretera estable. Esto se hace a través de un circuito integrado de muy buena calidad. Así la energía se entrega a los componentes por cables construidos con buen material.

Hay muchas PSU en el mercado de electrónicos. Las televisiones, refrigeradores y hasta las lavadoras poseen una. No solo las computadoras. Sin embargo para diferenciarlas, las PSU reciben el nombre de PSU ATX que es el acrónimo de “Advanced Technology Extended”. Se recibe ese nombre porque en 1995, Intel inventó la motherboard ATX que hoy en día es el estándar. Y las PSU ATX son las construidas específicamente para esa motherboard.

Hoy en día, una motherboard tiene el estándar ATX sin importar si es AMD o de la propia Intel, por lo que una PSU ATX es ya el nombre de facto para una PSU hecha para una computadora de escritorio.

¿Cuantos tipos de PSU ATX existen?

Hay 3 tipos y tienen que ver con su cableado que entrega la energía a los componentes:

psu02

a) PSU ATX con cableado “normal” o soldado al circuito. Todos los cables (que suelen ser bastantes) están soldados al circuito. La desventaja es que estos siempre estarán conectados y se tienen que instalar en la computadora. Ocupando espacio, se usen o no.

psu03

b) PSU ATX “semi modular”. En este caso, la PSU solo tiene soldados a sus circuitos los cables que alimentan la Motherboard (Cable de 24 pines) y los cables que alimentan al CPU (cable de 8 pines que se divide en 4 y 4 si se requiere). Hay marcas que hasta incluyen de una vez los cables a usar en una tarjeta de video (como la foto de arriba). El resto de los cables son modulares. Es decir, pueden instalarse conectándolos a un socket y solo se usan los que vayas a necesitar.

psu04

c) PSU ATX modular. Este tipo de fuentes de poder ya es muy popular hoy en día porque solo instalas los cables que vayas a necesitar. Sin embargo son los modelos más caros de la industria.

¿Qué otros avances han habido en las PSU ATX modernas aparte de volverse modulares?

Se han vuelto más eficientes.

Una PSU ATX tiene la función de entregar la energía que necesite nuestra computadora. Pero esto no se lograba en forma eficiente. En otras palabras, parte de la energía que pasa por la PSU ATX desde que la toma de la pared hasta su entrega al componente, se perdía en forma de calor.

Esto a las compañías no les interesaba mucho. Pero recientemente con los altos costos del petroleo y la energía eléctrica de consumo, se han hecho re ingenierías en muchos de los componentes de una PSU ATX para que estas sean más eficientes y el calor que se vaya a perder sea menor. Es decir, que se entregue más y mejor energía al componente y que haya menos pérdida por calor.

Esta eficiencia se mide por la certificación 80 PLUS:

80plus

Esta certificación nos asegura que la PSU puede entregar al menos el 80% de la carga solicitada y el restante 20% se pierde en forma de calor.

Por ejemplo:

Supongamos que tenemos un equipo que consume cuando estamos jugando: 500 watts

Si tenemos una PSU ATX certificada con 80 Plus White, nos dice que esa fuente, sea 20% de carga, o al 50% o al 100% nos entregará un 80% de eficiencia.

En nuestro ejemplo, tenemos un equipo que requiere 500 watts. Consideremos este valor el 100% de carga. La fuente se los tiene que entregar a los componentes si o si. En este caso la fuente para entregar 500 watts, toma de la pared 625 watt (100% de la pared). Donde 125 watt se pierden en calor (20% de la energía que tomamos de la pared se perdió y el 80% restante se entrega a la computadora).

Mientras sea más alta la certificación, quiere decir que la carga que se pierde en calor es menor, por lo que realmente estamos consumiendo esa electricidad y no se desperdicia. Y mientras menos se desperdicie, menos pagamos de luz.

Por ejemplo si la PSU fuera 80 Plus Platino, la certificación nos dice que a 100% de carga 89% de eficiencia. Lo que significa que cuando la PSU tenga que entregarle 500 watts a la computadora, tomará de la pared 561.79 watts (100% de la pared) y de eso solo se perderán en calor 61.79 watts (11% se perdió en calor ya que el 89% restante es lo que entrega a la computadora).  Eso en el bolsillo significa que pagas menos luz.

Es muy importante mencionar que las PSU ATX con estas certificaciones, deben cumplir como mínimo esos números. Pero muchos fabricantes mejoran esos números por lo que puedes tener ahorros mayores, que el ejemplo mostrado. Por eso siempre hay que revisar las especificaciones de cada modelo de PSU que nos interese y ver si supera o al menos cumple los valores que pide como mínimos la certificación 80 PLUS.

Últimamente están adoptando las PSU ATX la modalidad “silenciosa”. Lo que hacen muchas PSU que el ventilador que suelen tener, siempre esta activo enfriando la unidad aunque no uses la computadora mucho. El chiste de una PSU ATX silenciosa es que han logrado (por la calidad de componentes) hacer que el ventilador se mantenga apagado a menos que la PSU ATX realmente se caliente y solo entonces encienda el ventilador.

Eso sucede en condiciones donde cuando juegas o estás un trabajo pesado en la computadora, hace trabajar a la PSU ATX al 100%. Pero si estas navegando en internet, viendo tu correo, escuchando música o subiendo fotos a tus redes sociales, el consumo no es tan alto como para que la PSU ATX tenga calentamiento y se tenga que usar el ventilador. Marcas como EVGA o CORSAIR están implementando esta modalidad y eso significa menos consumo y más ahorro en tu recibo de luz.

A grandes rasgos esta es la información básica de una PSU ATX. En el próximo post voy a hablar de ciertos mitos, errores y verdades a tomar en cuenta al escoger este componente y poder maximizar la inversión que vas a destinar para tu próximo equipo de cómputo.

Pantalla Negra Intermitente con GPU Nvidia

¿Te ha tocado que recién instalas tu nueva tarjeta gráfica y a veces tienes una pantalla negra intermitente o la pantalla se pone en negro algunos segundos y vuelve?

¿Te ha sucedido cuando ves un video? O estas jugando y sucede cuando simplemente terminas de jugar y checas tu correo. O Estas navegando en Internet y vas a un sitio de videos como youtube o netflix o ves un gif en tumblr. Y siempre tu pantalla se vuelve negra por unos segundos y regresa a la normalidad.

¿Tu tarjeta de video es defectuosa? Por supuesto que no. Y más si estamos hablando de una tarjeta de video nueva. Aunque este fenómeno puede suceder por varias causas y trataré de desglosarlas aquí, pero me enfocaré en resolver la más sencilla. Este fenómeno es muy común en Windows y en este sistema operativo me enfoco.

Una pantalla negra de corta duración puede ocurrir por las siguientes causas:

A) Hay un conflicto de drivers.

Esto ocurre si digamos usabas una tarjeta de video integrada (sea Intel o AMD o hasta de la propia Nvidia) y acabas de comprarte una tarjeta nueva. Obvio la has instalado y has bajado los drivers mas recientes. Pero lo que no sabes es que los viejos drivers siguen ahí y pueden crear conflictos.

Esto también aplica si has cambiado de “sabor” o marca. Por ejemplo fuiste AMD toda tu vida y recientemente te uniste al lado verde.

Para esto es necesario borrar la instalación de drivers anterior. Necesitamos primero el software DDU (Display Driver Uninstaller). Este lo descargamos del sitio GURU3D y es completamente gratuito.

Ya teniendo este software, entramos al panel de control de windows en la Opción “programas y características” Y hacemos lo siguiente:

1.- Desinstala el driver. Usa su propio uninstaller y si te pide reiniciar, hazlo.

2.- Ya que estés en el escritorio, reinicia windows nuevamente pero en modo seguro. Si es windows 10 sigue estas instrucciónes de Microsoft que está algo escondido este modo. Si es Windows 7 con solo reiniciar y presionar la tecla F8 en la pantalla de arranque, se entra al modo seguro al arrancar.

3.-Ya en el escritorio en el modo seguro, ejecuta el software DDU que ya has descargado y selecciona la opción “Clean and restart”. El software va a borrar del registro cualquier rastro del driver o drivers amontonados. Recuerda escoger el “sabor” sea AMD o Nvidia acorde a que tarjetas de video hayas tenido antes. Y el software reiniciará tu PC.

Este software también configurará windows para que NO descargue de internet algún driver en forma automática. Suele pasar que Windows Update no tiene el driver más reciente y siempre baja uno obsoleto o con conflictos. DDU impide eso.

4.-En este punto tu PC ya está completamente limpia de drivers gráficos. Baja entonces el driver más reciente de la página de Nvidia (si te compraste una tarjeta GTX).

Con esto el 99% de las veces se resuelve la pantalla negra.

Sin embargo puede que tengas ese 1% de mala suerte y siga pasando esa molesta pantalla negra, aún si limpiaste los drivers anteriores de tu PC o quizá sea el caso (como el mío) que haz hecho una instalación limpia con un equipo recién formateado y aún así, sigue ocurriendo que a veces hay pantalla negra. En este caso puede ocurrir por:

B) Windows maneja perfiles de color acorde al contenido a mostrar y cambia a su voluntad esos perfiles si ves un video o estas trabajando un documento. Cuando cambia el perfil ocurre esa pantalla negra.

Este fue mi caso (yo uso Windows 10) y para evitar que Windows cambie a su santa voluntad el perfil de color de imagen para ajustarse “a la mejor configuración adoc al contenido a mostrar” es necesario entrar al panel de control de Nvidia y hacer estos cambios.

1.-Entra al panel de control de Nvidia y selecciona la opción mostrada:

panel1

Asegúrate que la opción señalada esté en “modo desktop” o en “modo video”. Usualmente está “modo automático” por default. Eso es lo que permite que Windows cambie a su voluntad esos perfiles de color.

Es importante señalar que hay tarjetas que no tienen esa opción y no se muestra en el panel de control. Si ese es tu caso, no te preocupes y modifica las siguientes opciones:

panel2

Y también esta:

panel3

Y con esto no volverá a ocurrir dicha pantalla.

Cabe señalar que esto me sucedió con tarjetas de video Nvidia. Yo no poseo tarjetas AMD. Si esto te sucede con el sabor AMD quizá existan estas opciones equivalentes en su respectivo panel de control. Pero desgraciadamente lo desconozco y no puedo ayudarte si ese es tu caso.

Cualquier duda en los comentarios.